lunes, junio 17

Batet renuncia a su escaño en el Congreso y deja la «primera línea de la política»

Meritxell Batet no continuará en el Congreso de los Diputados. La expresidenta de la Cámara baja ya renunció a continuar en ese puesto durante la nueva legislatura, dejando paso a Francina Armengol, que fue elegida a mediados de agosto gracias a un pacto del PSOE con Sumar, ERC, Junts, EH Bildu, el PNV y el BNG como el que los socialistas buscan ahora para sustentar la reelección de Pedro Sánchez. Este miércoles, la dirigente del PSC ha anunciado que tampoco continuará en su escaño. 

La propia Batet lo ha comunicado a través de una serie de tuits. “Con estas líneas quiero comunicar que dejo la primera línea de la política y que he renunciado a mi acta de diputada. Han sido 19 años intensos como diputada del Grupo Socialista, ministra del Gobierno de España y presidenta del Congreso”, ha escrito Batet. Su sustituto en la bancada socialista será Ignasi Conesa Coma. 

Fuentes cercanas a Batet señalan que tenía la decisión “muy meditada” desde hace tiempo. Ya poco después de las elecciones generales del 23 de julio, la también exministra de Política Territorial comunicó al presidente en funciones que no quería continuar al frente del Congreso. 

Los resultados del PSC

Su renuncia se produce después de encabezar la lista del PSC por Barcelona en los recientes comicios generales, en los que los socialistas catalanes obtuvieron 19 escaños y más votos que todas las fuerzas independentistas sumadas: ERC, Junts y la CUP. Gran parte del escenario político actual, con el PP y Vox sin mayoría absoluta y Sánchez buscando una difícil investidura se explican por los resultados en Catalunya. 

Noticias relacionadas

“Hoy, después de esta trayectoria y con los grandes resultados electorales que mi formación obtuvo en Catalunya, he valorado que es el mejor momento para dejar la política activa con la satisfacción del trabajo hecho y del deber cumplido. Quiero expresar mi agradecimiento a todas las personas que durante tantos años han confiado en mí. En especial, quiero dar las gracias al secretario general del PSOE y presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y al primer secretario del PSC, Salvador Illa”, escribe Batet. 

“Me voy con el orgullo de haber servido a un proyecto colectivo que busca, por encima de todo, mejorar la vida de las personas y transformar la sociedad. Un proyecto al que me he entregado en cuerpo y alma y al que seguiré sirviendo allí donde vaya. Estoy convencida de que pronto habrá un nuevo Gobierno de progreso liderado por Pedro Sánchez que continuará con los avances y las reformas que la sociedad española necesita. Ha sido un honor y un privilegio. Gracias, de corazón”, concluye. Según su entorno, la expresidenta del Congreso no tiene de momento ningún proyecto profesional definido.