domingo, julio 14

El Supremo comienza a revisar los indultos del ‘procés’ con los de los ‘Jordis’

El Tribunal Supremo comenzará este jueves a revisar los recursos que se presentaron por varios partidos y distintas organizaciones de ideología conservadora contra los indultos del ‘procés’. Los primeros que estarán sobre la mesa de la Sala de lo Contencioso-Administrativo serán los interpuestos por Ciudadanos y Vox contra las medidas de gracia que se concedieron a los líderes de las entidades soberanistas condenados por la Sala de lo Penal del alto tribunal, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart.

La tramitación de las impugnaciones contra la decisión del Gobierno de Pedro Sánchez de indultar la pena de prisión de los condenados por el tribunal presidido por Manuel Marchena ha sido muy azarosa. En un primer momento la Sección Quinta de la Sala Tercera decidió rechazar de plano las impugnaciones al entender que los recurrentes carecían de legitimidad para interponerlas. La sustitución de una de las magistradas, que pasó por unos meses a la Sala de Admisión, provocó un cambio de mayorías y la nueva composición rectificó y declaró prematuro pronunciarse sobre la legitimidad de los recurrentes sin haber procedido a tramitar las impugnaciones.

Como ese fue el argumento principal en el que se basó la revocación del archivo no resulta descabellado pensar que la Sala de lo Contencioso podría terminar declarando de nuevo la falta de legitimidad de los recurrentes, pero tras haber tramitado los expedientes. En este caso, además, la decisión se producirá después de haberlos revisado para comprobar el efecto que la derogación de la sedición pactada entre el Gobierno de Sánchez y ERC tenía sobre ellos.

Pérdida de objeto

Ese fue el motivo por el que la Sala declaró finalizados por pérdida de objeto los presentados contra la medida de gracia de la expresidenta del Parlament Carme Forcadell y los ‘exconsellers’ Joaquim Forn y Josep Rull. Como fueron solo condenados por sedición, su pena tras la reforma queda reducida a una desobediencia, lo que hace inútil revisar un indulto que carece de contenido.

Los que sí serán revisados son los otorgados al presidente de ERC, Oriol Junqueras, y los ‘exconsellers’ Raül Romeva, Jordi Turull y Dolors Bassa, porque el alto tribunal mantuvo intacta su pena, al no resultar modificado el delito de malversación por el que fueron condenados con la reforma. En el caso de Jordi Cuixart y Jordi Sànchez, la modificación legal pactada entre el Gobierno y ERC hizo que su condena se transformara en el nuevo delito de desórdenes públicos agravados.

Noticias relacionadas

Los de ambos han sido los primeros en tramitarse. Por eso la Sección Quinta inaugurará con ellos sus deliberaciones, que serán presididas por Pablo Lucas, que sustituye al frente de la Sala de lo Contencioso a César Tolosa, ahora magistrado del Tribunal Constitucional. También participará Ángeles Huet, que volvió a la Sección Quinta tras la jubilación de Inés Huerta, y los magistrados Fernando Román, Wenceslao Olea y Ángel Arozamena.

El expresidente del CGPJ y del Supremo Carlos Lesmes se abstuvo de participar por unas declaraciones que realizó en su día en relación con los indultos para guardar toda apariencia de imparcialidad, tras ser recusado por varios de los líderes condenados.