lunes, junio 17

Armengol exige no utilizarlo como tótem

La presidenta del Congreso, Francina Armengol, reinterpretó la Constitución, en su 45 aniversario, como una «referencia para afrontar el futuro». En un momento en el que los acuerdos entre el PP y el PSOE para renovar el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) son imposibles de visualizar, Armengol declaró que no es constitucionalista: «ayuda a la Carta Magna que es un tratado»», hasta «arribar a chords per complir-la i desenvolupar-la». En una jornada en la que el líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, y los presidentes populares autonómicos que criticaron el ataque del PSOE a la Constitución por la propuesta de la ley de amnistía, el presidente de Cambra Baixa aclaró que «lo que no estar en ninguna el camino en discusión es la obligación total de respetarlo». «Hauríem d’acatar tots i cada uno de vuestros preceptos», hay que asegurar.